Buscar
21:03h. miércoles, 12 de mayo de 2021

Estados Unidos

Fallece el caricaturista salvadoreño que formó parte de Los Simpsons

El dibujante originario de Intipucá, La Unión, desarolló una carrera por más de 20 años con la familia preferida de Fox.
Edwin Aguilar

El caricaturista salvadoreño que formó parte del equipo de producción de Los Simpsons, Edwin Aguilar, falleció a causa de una trombosis cerebral, según comunicaron familiares.

El artista era originario del cantón El Carao, municipio de Intipucá, en La Unión, y “ a los 9 años de edad dejó el lugar que lo vio de nacer para llegar a vivir a la ciudad de Los Ángeles, California y donde desarrolló las habilidades que lo llevaron a ser parte del show televisivo”, según fuentes gubernamentales.

“Yo me siento orgulloso de decir que soy salvadoreño y que trabajo en Los Simpson. Siento que pongo a mi gente en alto porque yo soy 100% salvadoreño”, expresó  el connacional en noviembre del año pasado, de acuerdo con una nota publicada por el Ministerio de Relaciones Exteriores.

Medios internacionales aseguran que Aguilar, “fue el primer latino en trabajar junto al legendario equipo Chuck Jones, creando cortos teatrales, Bugs Bunny, Looney Toons, entre otros clásicos”.

"Una cosa de la vida es que tenemos que aprender a reírnos de nosotros mismos"

Entrevistado en 2015 por la agencia española de noticias EFE, Edwin Aguilar relató que se entretenía esbozando caricaturas durante su infancia en El Salvador. 

"Cuando estaba en El Salvador, a mí me gustaba colectar el periódico, siempre que leía el periódico me iba a buscar las tiras cómicas de Periquita o de Condorito y me iba a calcarlas", contó a Efe en aquella fecha.

"Así fue como fue creciendo la pasión de dibujar", agregó el director asistente de Starz Media, y quien en 1982 cruzó sin documentos la frontera entre México y Estados Unidos junto a uno de sus hermanos para reunificarse con su familia en Los Ángeles.

Aguilar, quién tenía 48 años de edad al momento de su fallecimiento, logró una  beca que le permitió estudiar ilustración en el "Art Center of Design" en Pasadena, California, y animación en el "Bridges Visual Institute" en Santa Mónica.

Inició como asistente de animación para "Graz Entertainment" cuando producían "Transformers" y "GI-Joe", después para Hanna-Barbera cuando creaban episodios con "Pebbles" y "Bam-Bam", luego buscó trabajo con Chuck Jones, creador de cortos de animación como "Merrie Melodies" y personajes de caricaturas "Looney Tunes" para Warner Brothers.

"En el primer almuerzo con Chuck Jones le conté que en mi niñez en El Salvador dibujaba al conejo Bugs Bunny y al pato Lucas viéndolos dentro de corcho latas de botellas de sodas que coleccionaba", dijo Aguilar a EFE durante aquella entrevista recordando que la anécdota le provocó risa al legendario dibujante que falleció en 2002.

En 1998, la cadena Fox lanzó Los Simpsons, creada por Matt Groening, y Aguilar contactó a unos amigos en el equipo de artistas de animación para expresarles que quería tomar el examen a lápiz de los personajes.

"Dibujar a los Simpsons es bien difícil", comentó Aguilar, quien gracias al gran talento que tenía logró obtener un contrato para dibujar a Homero, Marge, Bart, Lisa, Maggie y todos los miembros de la familia Simpson.

"Es que la estructura de ellos (los Simpsons) es bien difícil, los detalles son bien perfectos pues, y la cosa es que son más humanos que caricaturas", indicó sobre los personajes de esta serie que narra la vida y el día a día de una familia de clase media estadounidense.

Aguilar valoró que, con 17 años de experiencia, aportaba para hacer destacar la cultura latina, como ocurrió durante su contribución en el episodio de la Copa Mundial de Fútbol de 2014 en Brasil, en que Homero fue arbitro.

"Me puse a ver a Ronaldinho y a Messi para ver como marcaban la pelota", dijo Aguilar, quien detalló que junto a un colega tuvieron que estudiar en cámara lenta los movimientos de los futbolistas brasileño y argentino.

"Consultamos bastante, como tenía que marcar la pelota, como debía hacer la chilena o como hacer la actuación de los jugadores cuando se golpean de mentiras", agregó.

También dijo  que otro de sus aportes fue proyectar en Los Simpsons un Brasil diverso.

"La mayoría de mis compañeros que nacieron acá creían que en Brasil sólo hay morenos, en eso tuve que meter mano, explicarles la diversidad, que los blancos brasileños tienen raíces en Portugal y el idioma principal no es el español", aclaró.

"Una cosa de la vida es que tenemos que aprender a reírnos de nosotros mismos, para tener una relación saludable con cualquier persona", comentó sobre las enseñanzas que dio de la serie familiar.